Aprendiendo a Vivir la Vida

-A A +A
Ver en PDFVer en PDF

La vida es Hermosa

Cada pequeña cosa que haces determinará en algún momento una consecuencia buena o mala para tu vida. Cada pequeño acto de amor que haces con los demás lo haces para Dios.

Aprender a vivir la vida partiendo de pequeñas cosas,  es un acto de agradecimiento al señor por el regalo de habernos creados a su imagen y semejanza. Cuantos de nosotros desviamos nuestros caminos hacia el mal, hacia el pecado, es un proceso sumamente natural en nuestra naturaleza carnal, pero Dios no nos condena, él está ahí, a la puerta, tocando y esperando que abramos la puerta del corazón, para poder cambiar nuestras desenfrenadas actitudes.

Muchos libros pueden nutrir nuestros conocimientos y perfeccionarnos en distintas profesiones, más sólo Dios puede transformar el corazón del hombre, mediante su palabra contenida en el precioso libro de la Biblia.

En el constante estrés que vivimos en el mundo de hoy parece no existir el equilibrio, la justicia y tantos otros valores que el hombre ha desechado, la sociedad está inmersa en los antivalores, se ha olvidado del valor del amor, la paz, la fraternidad, pero si sólo rendimos nuestra vida a Cristo Dios hará grandes cosas y sacará la humanidad de ese hoyo negro en el que está.

Hay tantas espinas en la vida que nos hieren, más nuestro Dios vino a sanar, Vino a buscar enfermos, vino a restaurar. No importa si sientes que no hay oportunidad para tí, nunca es tarde. Dios no hace acepción de personas, jamás.

 

Ficha Técnica

Ficha Técnica del Artículo

Vote

0
Sin votos

Ver más

X
6 + 0 =